34 signos de que la economía de Estados Unidos va en caída libre

Estándar


Estados Unidos se encuentra claramente en un estado de declive. Muchas personas en el mundo, incluso dentro de ese país, se regocijan sobre esto. Lamentamos la situación de aquella nación, en la que muchos honrados nacieron y a la que continúan amando. Sí, Estados Unidos nunca ha sido perfecto, pero la República forjada por sus padres fundadores sirvió de luz para el resto del mundo en los últimos siglos de la historia. Desafortunadamente, sus bases están gravemente podridas en la actualidad, precipitándose al colapso.

A muchos estadounidenses les gusta pensar que su nación es mucho más grande de lo que ha sido anteriormente. La verdad, sin embargo, es que Estados Unidos es como un paciente que padece cáncer terminal, cuya enfermedad se ha esparcido por todo el cuerpo. La nación está siendo destruida de varias maneras y noticias penosas emergen cada día. Este artículo se concentrará principalmente en el declive económico de Estados Unidos, pero a su vez se podría decir mucho sobre su declive político, moral y social.

Estados Unidos ya no es la nación que solía ser. Los estadounidenses son ahora orgullosos, egocéntricos, avaros, arrogantes, desagradecidos, traicioneros, y sobre todo adictos al entretenimiento y el placer. La mayoría de sus ciudadanos está tan apegados al entretenimiento, que son capaces de ver cómo su nación se desmorona, y de percatarse de lo que ocurre. La mayoría asume que habrá prosperidad eterna por el solo hecho de ser estadounidenses, pero en definitiva eso no es cierto. Han heredado la máquina económica más grande que el mundo ha visto y la han arruinado. Ahora se aproxima un día muy doloroso, pero la inmensa mayoría no lo entenderá hasta que sea demasiado tarde.

Los siguientes son 34 signos de que la economía de EE.UU. va en caída libre:

1. Según el Banco Mundial, el Producto Interno Bruto (PIB) de Estados Unidos era un 31,8% de la actividad global total en 2001. Este número cayó a un 21,6% en 2011. No se trata solamente de un declive, sino de una caída libre.

2. Según el medio The Economist, Estados Unidos era el mejor lugar para nacer en 1988. Hoy sólo llega al puesto 16.

3. Estados Unidos ha caído por 4 años seguidos en el ranking de competitividad económica global del Foro Mundial de Economía.

4. Según el Wall Street Journal, de las 40 corporaciones gastadoras más grandes, la mitad de ellas planea reducir sus gastos de capital en los próximos meses.

5. Más de tres veces el número de viviendas nuevas vendidas en EE.UU. en 2005, fue vendida en 2012.

6. En cierto momento, EE.UU. tuvo las ciudades manufactureras más grandes de la Tierra. Ahora, la mayoría de estas ciudades se han visto degeneradas. Por ejemplo, la ciudad de Detroit está al borde de un colapso financiero. Un legislador está diciendo que debe evaluarse si “disolver Detroit” o no.

7. En 2007, la tasa de desempleo para las edades entre 20 y 29 años era de un 6,5%. Actualmente, la tasa para ese mismo rango etario es de un 13%.

8. En 1950, más del 80% de los ciudadanos estadounidenses tenía un trabajo. Actualmente, menos del 65% lo tiene.

9. Aproximadamente uno de cada cuatro trabajadores estadounidenses gana 10 dólares o menos por hora.

10. Tristemente, el 60% de los trabajos perdidos durante la última recesión (2009/2010) fueron trabajos de salarios medios, pero un 58% de los trabajos creados desde entonces han sido de salarios bajos.

11. El ingreso promedio por hogar en EE.UU. ha caído por cuatro años consecutivos. En promedio, en esos cuatro años, éste ha caído en 4 mil dólares.

12. El déficit de la balanza de pago (exportaciones menos importaciones) con China durante 2011 fue 28 veces más grande de lo que fue en 1990.

13. Increíblemente, más de 56 instalaciones manufactureras en EE.UU. han cerrado desde 2001. Durante 2010, fueron cerradas a un ritmo de 23 instalaciones por día. ¿Por qué todos dicen que “las cosas está mejorando” cuando la infraestructura económica de EE.UU. ha sido totalmente destripada?

14. En 2005, el precio promedio de un galón de gasolina era de 2 dólares. Durante 2012, la cifra ha ascendido a $3,63 dólares.

15. En 1999, el 64,1% de los estadounidenses estaban cubiertos con seguros de salud en sus trabajos. Hoy, esa cifra sólo es de un 55,1%.

16. Como he reportado anteriormente, el 61% de los estadounidenses pertenecía a la clase media en 1971. Según el centro investigativo Pew Research Center, hoy sólo un 51% pertenece a la clase media.

17. Más de 20,2 millones de estadounidenses gastan más de la mitad de sus ingresos en los dividendos de sus hogares. Esto representa un incremento de un 46% desde 2001.

18. Según la Oficina de Censo de EE.UU., el índice de pobreza de niños a nivel país es de un 22%.

19. En 1983, la parte inferior del 95% de todos los receptores de ingresos en EE.UU. tenía 62 centavos de deuda por cada dólar que ganaban. Actualmente, esa cifra ha aumentado altísimamente a $1,48 dólares de deuda.

20. El total de deudas por hipotecas en EE.UU. es 5 veces más grande de lo que fue hace tan sólo 20 años.

21. La deuda por tarjetas de crédito en EE.UU. es 8 veces más grande de lo que fue hace tan sólo 30 años.

22. El valor del dólar estadounidense se ha depreciado en más de un 96% desde que la Reserva Federal fue creada.

23. Según una encuesta, el 29% de los estadounidenses entre 25 y 34 años sigue viviendo con sus padres.

24. En 1950, el 78% de los hogares en EE.UU. contenían una pareja casada. Hoy, ese número ha bajado a un 48%.

25. Según la Oficina de Censo de EE.UU., un 49% de los ciudadanos que viven en un hogar reciben beneficios monetarios directos del gobierno federal. En 1983, la cifra era menos de un tercio de los estadounidenses.

26. En 1980, las transferencias de pago del gobierno eran solamente un 11,7% de todos los ingresos. Actualmente, esa cifra se ha elevado a un 18%.

27. En noviembre de 2008, 30,8 millones de estadounidenses utilizaban tickets de comida subsidiados por el gobierno. Tal cifra se ha elevado a 47,1 millones de personas en la actualidad.

28. En este momento, uno de cada cuatro niños en EE.UU. utiliza tickets de comida subsidiados por el gobierno.

29. Como reportamos anteriormente, según un cálculo, el número de estadounidenses bajo subsidio de tickets de comida del gobierno ahora excede a la población combinada de Alaska, Arkansas, Connecticut, Delaware, Distrito de Columbia, Hawái, Idaho, Iowa, Kansas, Maine, Mississippi, Montana, Nebraska, Nevada, New Hampshire, Nuevo México, Dakota del Norte, Oklahoma, Oregón, Rhode Island, Dakota del Sur, Utah, Vermont, West Virginia, y Wyoming.

30. En 1965, sólo uno de cada 50 estadounidenses estaba en el sistema público de salud. Hoy, la cifra se eleva a uno de cada 6 estadounidenses. Las cosas parecen empeorar. Se proyecta que el Obamacare (plan de salud pública de Obama) sume 16 millones más de estadounidenses a la lista.

31. En 2001, la deuda nacional de EE.UU. era menos de $6 billones de dólares. Actualmente, la cifra está por sobre los$16 billones de dólares, aumentando cada hora que pasa en $100 millones de dólares.

32. La deuda nacional de EE.UU. es 23 veces mayor de lo que fue cuando Jimmy Carter asumió la presidencia del país.

33. Según un reporte de PBS a principios de este año, los hogares de EE.UU. con ingresos menores o iguales a $13 mil dólares al año gastaron un 9% de sus ingresos en boletos de lotería. ¿Será correcta esta cifra? ¿De verdad las personas son así de estúpidas?

34. Mientras la economía de EE.UU. colapsa, los estadounidenses han caído más que nunca en antidepresivos y drogas prescritas. De hecho, en 2010, gastaron $60 millones de dólares más en drogas prescritas que en 2005.

¿Qué están haciendo las “autoridades” estadounidenses sobre todo esto? No mucho. Continúan insistiendo en que todo está bien. Tristemente, la verdad es ellos viven en un mundo totalmente distinto al del resto. Barack Obama se está preparando para tomar 20 días de vacaciones en Hawai. ¿Cuándo fue la última vez que un estadounidense pudo tomarse 20 días de vacaciones?

La mayoría de estos “líderes” no tiene idea del sufrimiento de los ciudadanos, quienes deben pagar cuentas mes a mes. En promedio, la mitad de los miembros del Congreso estadounidense son millonarios. El pueblo de EE.UU. está siendo liderado por hombres de fortuna que sirven a intereses de otros hombres ricos.

Pero el problema del sistema estadounidense no se limita al presidente o a los congresistas. La verdad es que el sistema político de EE.UU. se ha convertido en una bestia colosal que continúa creciendo, sin importar quién esté en el poder. La clase política de ambos partidos es totalmente dependiente de esta bestia, y continuarán alimentándola y sirviendo a ella, dado que ha sido muy buena con ellos.

El siguiente es el extracto de un artículo de Steve McCann:

Los partidos Republicano y el Demócrata están hechos de lo siguiente:

1) Muchos titulares vigentes y retirados de las oficinas nacionales, cuyo estilo de vida y demanda narcisista depende de la fidelidad al Partido, y el acceso a la generosidad del gobierno.

2) Las élites de los medios de comunicación, entre ellos expertos, editores, escritores y personalidades de los noticieros de la televisión, instalados en Washington y New York, cuyas proximidades al poder y acceso es vital para su continuado estándar de vida.

3) Académicos, numerosos think-tanks, las llamadas organizaciones no gubernamentales, y lobistas que se apoyan en la Administración y el Congreso para ganar empleo, subvenciones, legislación favorable y gratificación egocéntrica.

4) Los colaboradores que ponen dinero del bolsillo y los consultores políticos, cuyo futuro está irrevocablemente unido a la maquinaria política del Partido.

5) Y los capitalistas crónicos, es decir, los líderes de la comunidad corporativa y financiera, así como los gremios, cuyas entidades dependen o están sujetas a la supervisión del gobierno y/o su benevolencia.

¿Existirá alguna oportunidad para que este insidioso sistema sea purificado lo antes posible? Posiblemente no. Estados Unidos seguirá en el mismo camino, continuando su caída libre.

Nos lamentamos por una poderosa República que ha caído, y por un sueño que ha sido perdido.

34 signos de que la economía de Estados Unidos va en caída libre

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s